Significado

La Reunión Invernal de Arguis está marcada por diversas tradiciones y símbolos que han acompañado al motociclismo español. No en vano, la primera edición de la reunión, celebrada en 1974, fue posible después de una fructífera y larga relación entre el motociclismo y el pueblo de Arguis, que había incluido rallyes, trial, subidas en cuesta y hasta un alojamiento exclusivo para motoristas.

Le Rassemblement Hivernale de Arguis est marquée par différentes traditions et symboles qui ont accompagné le motocyclisme espagnol.  La première édition de la réunion, en 1974, a été rendue possible après une longue et fructueuse relation entre la moto et les gens de Arguis, qui comprend compétitions, rallyes, rassemblements et même un hébergement exclusif pour les motards dans les années 1960 appelé “Moto-Refuge Saint Cristobal”

LAS MEDALLAS / MÉDAILLES

Medalla de la Reunión

La medalla de la reunión indica en pictograma el espíritu de la Invernal y es la misma para todos los años, aunque a veces puede sufrir actualizaciones. La medalla lleva unas perforaciones que permiten añadir anualmente una chapita colgada denominada “milésima” con el año de la edición.
Le pictogramme de la médaille indique l’esprit du rassemblement et est le même pour toutes les années, mais parfois peut subir des mises à jour. La médaille peut ajouter chaque année une plaque pendaison appelé “millième” avec l’année d’émission.

La medalla puede comprarse el día de la reunión por sólo 4 euros. Está realizada “a la antigua”, en fundición, bañada, envejecida y posteriormente esmaltada.
La médaille peut être acheté le jour de la réunion pour seulement 4 euros. Il est fait avec cast “vieux”, lavé, âgé puis vitrage.

Medalla de la primera edición / Médaille de la première édition

La réplica fac-simil de la primera medalla de la Reunión Invernal de Arguis se otorga junto con la inscripción normal y sin sobrecoste a quienes acuden a la reunión con motocicletas 4 tiempos matriculadas antes del 1 de enero de 1986 o quienes acudan en motos o ciclomotores provistos de motor de 2 tiempos, independientemente de la edad.
La médaille de la première édition ets donne aux motards qui viennent à Arguis sur motos anciennes avant 1986 et les motos et velomoteurs avec moteur “deux temps”

TRADICIONES / TRADITIONS

Son frecuentes las personas que una vez al año desempolvan el viejo Barbour encerado, arrancan su vieja moto o sidecar y acuden a la reunión.
Il y a beaucoup de gens qui une fois par an mis le vieux Barbour ciré et sa vieille moto et voyagent à Arguis

Mucha gente conserva la primera moto con la que acudió a Arguis, o una similar, de aquella época cuando las Sanglas, Bultaco, Montesa, Ossa, Vespa, Ducati Mototrans, alguna Laverda, BMW, Moto Guzzi y poco más poblaban sus zonas de acampada.
Beaucoup de gens conserve la première moto qui est allé à Arguis, ou similaire, de l’époque où  les marques espagnoles comme Sanglas, Bultaco, Montesa, Ossa, Vespa “espagnole”, Ducati “Mototrans”, et certaines étrangères comme Laverda, BMW et  Moto Guzzi.

El viaje a Arguis supone un reencuentro con uno mismo, una especie de momento que invita a la reflexión. Para algunos supone el ritual de volver a ponerse ese Barbour, arrancar la vieja moto y emprender de nuevo una especie de viaje iniciático al por qué de nuestra afición, a sus raíces, a su esencia. No importa si éste es tu primer Arguis o si llevas 30 ediciones a tus espaldas. La magia de Arguis es algo difícil de explicar, pero compartido unánimemente por las decenas de miles de personas que han pasado por la hoguera de Arguis en 40 años.
Le voyage à Arguis est une réunion avec soi-même, une sorte de moment qui invite à la réflexion. Pour beaucoup de gens, est le rituel de porter une fois plus le vieux  Barbour ciré, démarrer le vieux moto et recommencer une sorte de voyage initiatique a l’origine du motocyclisme routier. Peu importe si cela est votre première edition ou votre 30eme. La magie de Arguis est difficile à expliquer, mais unanimement partagé par les dizaines de milliers de personnes qui ont été dans le feu de Arguis au plus de 40 ans.

Hay determinadas tradiciones muy presentes en la reunión, y siempre es hermoso mantenerlas año tras año, generación tras generación, como un testigo inmaterial que se transmiten las diversas generaciones de motoristas.
Il y a beaucoup de traditions très présents à la réunion, et est très belle les garder, année après année, génération après génération, comme un souvenir immatériel que les différentes générations de motards transmis entre eux.

 

Hacerse el Monrepós / Rouler par l’ancienne route du Col de Monrepós

Siempre fue tradición hacer la mítica subida al puerto de Monrepós, mientras estuvo en servicio la carretera de siempre. Cuando se inauguró la nueva, la vieja carretera quedó discontinuada en 3 puntos, entonces la tradición se trasladó a hacer la subida hasta el túnel de la manzanera y hacerse una foto, como soñando con volver a disfrutar de todo el trazado íntegro. El Túnel es una leyenda de las rutas pirenaicas y símbolo del viejo trazado del puerto. Su boca norte fue uno de los lugares habituales de parada de los motoristas durante décadas. Su profunda oscuridad acentúa más su leyenda. El acceso puede ser muy complicado con meteorología adversa.
Il a toujours été la tradition de faire l’ascención du mythique Col de Monrepós. Quand il a été construit la nouvelle route, l’ancienne route a été coupée en 3 sections. Le vieux et legendaire tunnel de Manzanera est actuellement la scène de photos-souvenir de les motards. Il est le symbole de l’ancienne route du Col. L’accès est difficile avec neige ou verglas.

Actualmente, las obras de conversión en autovía de la actual N-330 están devolviendo, aunque lentamente, el esplendor de antaño a los tramos del viejo trazado, que quedará como vía de servicio. Este año puede disfrutarse del arreglo de los primeros kilómetros del viejo trazado de Nueno a Arguis por el Congosto del Isuela, con sus numerosos túneles.
Actuellement, les travaux de conversion de l’actuelle N-330 en autoroute sont de retour, quoique lentement, la gloire d’antan aux anciennes sections de la route, qui sera la voie alternative pour le noveau autoroute.

Asistir en Moto clásica, antigua o sidecar / Rouler en moto classique, ancienne ou sidecar.

Arguis2008-2Arguis es un viaje esencial a los orígenes de nuestra afición. Por ello mucha gente asiste en motos antiguas y clásicas. Algunos vuelven a la reunión con la primera moto que asistieron o una similar. Otros, aficionados al mundillo de clásicas, aprovechan para sacarla del garaje y asistir a una reunión que por su formato, su espíritu y su ambiente se presta a ello. También es notable la presencia de asistentes en vespa, modernas y antiguas.

El resultado es una maravillosa mezcla donde en la misma zona de acampada conviven las viejas tiendas canadienses con las modernas igloos, y las modernas BMW GS, Suzuki Vstrom, Triumph Tiger, Kawa Z750, Yamaha Fazer y Honda CBF con los sidecares Ural, BMW y las MZ,  Bultaco Mercurio, Ossa 250, Montesa Impala, Benelli Sei, BSA B33, Vespa o Lambretta y hasta las modestas Puch Cobra o TZR 80, por citar algunos ejemplos habituales, demostrando que la tecnología cambia, pero el espíritu permanece.

Tambien es habitual encontrarse con algunos ciclomotores, con los que las nuevas generaciones acuden a la reunión.

 

El Mesón de Lafoz

No sería lo mismo hablar de Arguis sin nombrar al Bar Lafoz. Este bar, exponente de la hostelería más tradicional del pirineo aragonés, permanece igual que en 1974, cuando la primera reunión invernal de Arguis tuvo lugar tras sus puertas. Éste se encuentra ubicado en el centro del área de la reunión y es uno de los puntos neurálgicos de la misma. No dejes de probar su moscatel ni de intentar beber del porrón gratuito de vino, viejo recuerdo de las fondas pirenaicas casi desaparecido, consistente en un gran porrón del que se puede beber gratis todo lo que se quiera, eso sí, si se es capaz de levantarlo. Debes probar sus huevos fritos y sus legendarias legumbres.
Meson de Lafoz est la mémoire du tourisme pyrénéen des siècles d’histoire. Il est comme lorsque la première réunion a eu lieu en 1974. Vous pouvez boire gratuitement vin sur le grand “porrón” traditionel, si vous pouvez soulever le “porrón”.  Vous devez goûter leurs œufs avec serrano et frites et ses légumes légendaires. Le meilleur de la cuisine du terroir.

En este bar podrás desayunar y almorzar el “día después” de la reunión.
Ici vous pouvez prendre le petit déjeuner et le déjeuner “jour d’après” la réunion.

Además del Bar Lafoz también dispones del Restaurante El Rincón de Arguis, que se encuentra en el casco urbano de Arguis, especializado en cocina tradicional y carnes a la brasa.
Vous avez également le “Rincon de Arguis” dans le centre ville Arguis,  spécialisée dans la cuisine traditionel et dans le feu.

Un espacio sin fronteras: La bandera francesa / Un espace sans frontières: Le Drapeau français

En la reunión, se consideran idiomas oficiales el español, el francés y el inglés. Cualquiera de ellos puede utilizarse indistintamente.
Dans la réunion, nous considérons comme langues officielles l’espagnol,  le français et l’anglais. Tout ces éléments peuvent être utilisés indifféremment.

Desde sus orígenes, la reunión ha tenido una vocación de nexo de unión sin fronteras. Por ello,  la bandera francesa ondea junto con la bandera nacional representando la amistad entre aficionados de ambas vertientes de los pirineos. Pero significa mucho más, pues rinde homenaje a todas aquellas personas que desde países muy lejanos se acercan anualmente a Arguis.
Depuis sa création, la réunion a eu une vocation comme un lien sans frontières. Par conséquent, le drapeau français vole à côté du drapeau national d’Espagne qui représente l’amitié entre les motards des deux côtés des Pyrénées. Mais cela signifie beaucoup plus, il rend hommage à tous ceux qui approchent de pays lointains  annuellement.
La gran presencia de aficionados franceses se inició en los años 70, con la presencia fija de un nutrido grupo de miembros del Moto Club de Olorón y de otras entidades francesas. Desde 1975 y hasta bien entrada la década de los 80, un grupo de franceses traía anualmente un enorme cajón de sardinas en su sidecar para compartir con los presentes.
Esta presencia  es tan importante en número que en ocasiones, como en la edición de 2014, los aficionados franceses han llegado a suponer casi el 50% del total de asistentes a la reunión.
La forte présence de motards françaises a commencé dans les années 70, avec la présence permanente d’un grand groupe de membres du Moto Club d’Oloron (MCO) et d’autres motards françaises. Depuis 1975 jusque dans les années 80, un groupe de motards Français a apporté chaque année une grand boîte de sardines dans son side-car pour partager dans le feu.
Cette présence est si important que, parfois,  dans l’édition 2014, les motards françaises ont représenté près de 50% de tous les participants du rassemblement.

Recordar a los que ya no están / la mémoire des amis absents

En la hoguera de Arguis “lugar de dónde venimos y donde siempre regresamos” se ha rendido tributo sencillo a personas que compartieron ese mismo fuego. Incluso personas como uno de los fundadores de la reunión, D. Miguel Calvera Cuartero, quisieron que sus cenizas descansasen para siempre en la hoguera de Arguis. Otros se despidieron para el año que viene y el destino no les permitió regresar, como JC Nokalkorretant, a quienes sus amigos recordaron arrojando a las llamas un pequeño recuerdo. El cáncer se llevó al periodista Javier Herrero de Novoa la misma noche en que se celebraba la reunión de 2013. Él impulsó ésta reunión desde las páginas de Motociclismo primero y de Fórmula Moto después. Arguis le lloró con un minuto de silencio sólo roto por el clamor del fuego.

Cada año, los que ya no están vuelven a vivir en los corazones de quienes compartieron una vez viandas, conversación y amistad alrededor de la hoguera de Arguis

La edición de 2014 se realizó en memoria de D. José Berna y de Daniel Lanaspa “Freddy Krueguer”, miembros del Moto Club Monrepós fallecidos ese año

Almorzar el domingo

Antes de emprender el viaje de vuelta, se hace necesario llenar el estómago con los tradicionales huevos con jamón servidos con pan de hogaza.

Es tradición que mucha gente (principalmente de Zaragoza) por circunstancias diversas suba solamente el domingo a darse una vuelta por la reunión y almorzar. Si estás pensando en ésta posibilidad tienes varias opciones:

  • Bar Merendero Lafoz (Enfrente de la Explanada de la Reunión)
  • Bar Restaurante El Rincón  de Arguis (Situado en el casco urbano de Arguis)
  • Bar Restaurante Monrepós (Junto a la carretera, antes de comenzar a subir el Monrepós)